Mercedes-Benz

MB lidera la oferta de híbridos enchufables con 22 modelos.

21.10.2020

Mercedes-Benz lidera la oferta de híbridos enchufables con 22 modelos disponibles - Mercedes Benz Citycar Sur
EQ Power: los vehículos híbridos enchufables hacen la movilidad eléctrica apta para el uso diario.
 
Mercedes-Benz lidera la oferta de híbridos enchufables con 22 modelos disponibles, abarcando un amplio abanico de segmentos que van desde la gama compacta como el Clase A hasta los SUV grandes de la gama GLE.
 
Los modelos EQ Power cuentan con un propulsor eléctrico y un motor de combustión interna que pueden impulsar el vehículo tanto por separado como conjuntamente.
 
Con ello, los híbridos enchufables brindan hoy un acceso rápido y sencillo a la movilidad eléctrica, sin depender de la infraestructura de puntos de carga con cobertura plena. Gracias a su gran autonomía en régimen exclusivamente eléctrico, que por ejemplo supera los 100 km (NEDC) en la gama GLE, ofrecen la posibilidad de efectuar una conducción libre de emisiones locales, especialmente apropiada en entornos urbanos.
 
Esta autonomía eléctrica también permite que todos los híbridos enchufables de Mercedes disfruten del distintivo medioambiental de la DGT “0 Emisiones”. Otro aspecto destacado es la disponibilidad de la tecnología híbrida enchufable con motorizaciones diésel, siendo Mercedes-Benz el único fabricante que ofrece esta tecnología.
 
Mercedes-Benz amplía continuamente su oferta modelos híbridos enchufables bajo la designación EQ Power, dirigiéndose a un grupo cada vez más amplio de clientes con, por ejemplo, su gama compacta disponible en seis modelos. Esta tendencia supone una importante contribución en la hoja de ruta para una movilidad exenta de emisiones de CO2 que Mercedes-Benz persigue con su estrategia de descarbonización.
 
Los vehículos híbridos enchufables aúnan las ventajas de dos mundos. En ciudad circulan con propulsión exclusivamente eléctrica, y en recorridos largos se benefician de la mayor autonomía que permite el motor de combustión interna. Al mismo tiempo, mejoran la eficiencia total del vehículo, pues son capaces de recuperar energía al decelerar, y el motor de combustión interna puede operar siempre en el margen de revoluciones y de carga ideal, con lo que disminuye el consumo. Los atributos de los dos tipos de propulsión se complementan de forma ideal. Un motor eléctrico trabaja con máxima eficiencia a baja velocidad, mientras que un motor de combustión lo hace a altas velocidades y con cargas elevadas.
 
Seis modelos compactos con más de 70 kilómetros de autonomía eléctrica
 
Mercedes-Benz hace ahora más accesible la tecnología híbrida enchufable EQ Power a través de sus modelos de mayor volumen de ventas. Ofrece ya seis modelos con esta propulsión de su gama de vehículos compactos: el Clase A, el Clase A Sedán, el Clase B, el CLA Coupé, el CLA Shooting Brake y el GLA. El motor de gasolina de cuatro cilindros con 1,33 litros de cilindrada y 118 kW (160 CV) junto con el motor eléctrico de 75 kW desarrollan una potencia conjunta de 160 kW y un par conjunto máximo de 450 Nm.